Tercer día en La Habana. 4 de octubre de 2018

Calle cortada durante el recreo de los alumnos. La Habana.

Las cosas se van normalizando demasiado lentamente.  Persiste el efecto del trastorno del sueño ocasionado por el cambio de hora. Son seis las que hay que atrasar el reloj al llegar a La Habana. Parece que esta vez las noto más.  Espero que sea eso, el jet lag, lo que mantiene mi baja forma y no las molestias que palpitan en mis bajos fondos. 

Sigue leyendo